Logo Silenciados

Contratación

Próximos conciertos

Sala Biribay
Fecha: 27/01/2018
Logroño(La Rioja)
Sala Nazca
Fecha: 09/02/2018
Madrid
Sala Cantabria
Fecha: 24/02/2018
Santander(Cantabria)
Sala Edaska
Fecha: 09/03/2018
Barakaldo(Bizkaia)

Reproductor

Contactar

Inicio de sesión

Discográfica

Discográfica

Reseña "a puñetazos con los abrazos" hecha por Mikel Garcia de insonoro.com

A puñetazos con los abrazos

Como bien nos dejó escrito José de Espronceda en uno de sus poemas "Las ilusiones perdidas son hojas, desprendidas del árbol del corazón", heridas que debemos curar y cicatrizar para devolver a nuestras vidas lo que teóricamente está muerto, horizontes desaparecidos, proyectos aparcados e ilusiones olvidadas.

Los riojanos Silencio han vuelto al redil después de un ligero paréntesis, no perdiendo el tiempo en tratar de juntar los pedazos de aquel sueño roto sino empezando desde cero, teniendo a su favor, en esta nueva andadura, la mejor de las maestras, la experiencia.

"A Puñetazos Con Los Abrazos" es un disco de corazón en puño, un viaje sin fronteras ni bordes, hacia una introspección racional y continuada, un potente antídoto contra el estrés y la ansiedad, prosa noble y armoniosa, estimulando a vivir la vida en desmesura, con pasión, sin recatos ni peros y mucha hilaridad. Si todavía no has entrado en su música, ésta es una gran oportunidad porque han aclarado su discurso artístico en beneficio de un mayor trato rítmico, una colección de canciones de rock más comedido y trabajado, con quizás algo más de accesibilidad y, sin embargo, aunque pueda parecer lo contrario, no decepcionan porque el espíritu sigue siendo el mismo.

Cierto es que se muestran más controlados que antaño y que algunos añorarán bastante el papel de Roberto al saxofón, aún así se trata de un regreso muy digno donde evolucionan con inteligencia sin perder de vista la esencia del pasado, teniendo su punto de origen en el trazado de un guión del todo novedoso a la hora de llevar a cabo su auto-reconstrucción, una nueva metodología de trabajo, cuya premisa parece ser la de no partir de ninguna estructura musical.

Posiblemente sea el trabajo más homogéneo que han hecho, en clave más relajada de la que nos tenían acostumbrados y proclamando por todo lo alto que cuando hay ganas de hacer buena música no hay obstáculos que valgan. Un paseo por historias cotidianas pero intensas, conformando una visión particular de la sociedad actual en la que vivimos día a día, reflexiones y pensamientos para alimentar el alma y reflexionar acerca de la vida como "A Puñetazos Con Los Abrazos", destinada para todos aquellos que osan traicionar, aquellos cobardes que dan la puñalada por la espalda, "Delincuente Por Vida" , su digno homenaje para esas personas que luchan contra el ambiente jurídico de la sociedad en que viven, "Que Te Luzca Siempre Una Sonrisa", sonríe aunque la vida sea injusta, aunque a veces creas que ella te ignora, veras que la vida solo está esperando el momento adecuado para sonreírte y descolgándose con un texto chulesco y una no menos atrevida forma de interpretarlo en "Sin Parar".

Si bien ciertos acordes de guitarra pueden recordaros a algunos grupos afines a su estilo (Extremoduro, Platero y tú, Marea...), no deberíais de considerarlo como un tomar prestado, lo suyo fluye de forma natural imponiendo su particular estilo y exquisita sensibilidad a lo largo de los once temas; tal como se puede observar en la intensa "A Lomos de un Rockanrol", donde demuestran claramente que hay carisma e ideas, una brillante manera de hacernos memoria, a base de rimas poéticas, de su extensa trayectoria recorrida y algunas de las injustas prohibiciones impuestas por el gobierno como la de no fumar en los bares o en la conmovedora "Pétalos En Las Trincheras" en la cual si hay que dar caña se da sin problemas y bien dada.

No obstante, siguen manteniendo esa simplicidad a la hora de componer rock de la calle, pero haciendo esfuerzos por contener su cada vez mayor virtuosismo como músicos, adentrándose en otras parcelas más excitantes, a fin de evitar el inmovilismo tan habitual predominante en la escena, similar a sacar agua de un fondo profundo que parece inagotable, variables cadencias rítmicas y melódicas que ensanchan la carpa instrumental en donde se esconden siempre unas armonías vocales adherentes y reconfortables, por citar "Niña Estate Quieta" o la medio rumbera "Moraleja De Una Alegoría".

Nadie va a perder la cabeza por este disco pero va ser muy recurrido por cualquier sibarita rockero que quiera pasar un rato agradable. Hay quien se enganchará enseguida, es un disco muy fácil y ameno de escuchar, pero a los escépticos les recomendaría paciencia, pues este trabajo acaba entrando directamente por tus orejas y repitiendo en tu aparato de música casi sin darte cuenta gracias a su extraordinaria poesía coloquial.

Sea como sea, con unos porros y unas birras siempre entrará mejor.

Fuente: http://www.insonoro.com/disco/1500/silencio-absoluto-a-punetazos-con-los-abrazos

 

Copyright © Silenciados 2013 - 2017.